LA ESPAÑA AUTONOMICA DIFIERE EN EL APOYO A LOS HOGARES

Las asociaciones de familias numerosas repiten una frase que se ha convertido en un lema. Y es que una pareja española necesitaría tener 11 hijos y seguir ganando menos de 7.900 euros al año para recibir las mismas prestaciones que una familia con dos menores en Alemania.

Una pareja con dos hijos recibe casi 4.000 euros en ayudas directas si reside en Navarra; si vive en Asturias, no percibe nada. Es una de los ejemplos más claros del distinto tratamiento que la España de las autonomías concede a las familias. La mayoría de las comunidades autónomas, fundamentalmente las gobernadas por el Partido Popular y el PNV, han optado por un modelo de ayuda directa o cheque para apoyar la natalidad. Las regiones gestionadas por el PSOE, con la única excepción de Cataluña, han preferido, sin embargo, un modelo de ayudas indirectas basado en la puesta en marcha de programas de apoyo a las parejas con hijos.


Asturias es, precisamente, un ejemplo paradigmático en el rechazo a las ayudas directas. Gloria Fernández, directora del Instituto de Atención Social a la Infancia, Familia y Adolescencia, asegura que su intención no es fomentar la natalidad. Fernández, de Izquierda Unida, subraya que el instituto pretende, eso sí, ayudar indirectamente a las familias que voluntariamente han decidido tener descendencia. Lo que sucede, sin embargo, y así lo reconoce el plan de infancia promovido por el Gobierno del Principado, es que estas ayudas indirectas se quedan a menudo demasiado cortas. Así, las guarderías infantiles, públicas o concertadas, apenas ofrecen 615 plazas. Las escuelas de cero a tres años cuentan en total con 569. En ninguno de los dos casos cubren la totalidad del territorio asturiano.



RANKING Una investigación realizada por el Instituto de Política Familiar permite establecer un ránking autonómico de las ayudas directas a las parejas con niños. Así, el apoyo es muy claro en Navarra, Castilla y León, Cataluña y el País Vasco. De hecho, una pareja con dos hijos accede a ayudas directas de casi 4.000 euros en Navarra; cerca de 2.300 en Cataluña; algo más de 1.800 en Castilla y León y poco más de 1.200 en el País Vasco. La diferencia es aún mayor cuando se compara a España con los países del entorno europeo. Las asociaciones de familias numerosas repiten una frase que se ha convertido en un lema. Y es que una pareja española necesitaría tener 11 hijos y seguir ganando menos de 7.900 euros al año para recibir las mismas prestaciones que una familia con dos menores en Alemania.


Un vistazo a la España de las autonomías permite darse cuenta de la enorme variedad y diferencia de los apoyos en los distintos territorios. Los más frecuentes, comunes a algunas de las regiones, son las ayudas por hijos menores de tres años o de 18 años, según los casos. Andalucía, Cantabria, Castilla y León, Cataluña, Galicia, Navarra, el País Vasco y Castilla La Mancha ofrecen a estas familias cuantías que oscilan entre los cien y los 600 euros mensuales. La ayuda se suma a la cantidad que, por el mismo concepto, concede la Administración general del Estado.


No es, sin embargo, la única posibilidad. Muchas comunidades autónomas han establecido además en sus legislaciones ayudas adicionales por partos o adopciones múltiples. Es el caso de Andalucía, Aragón, Cataluña, Murcia, Navarra, País Vasco, Valencia o Castilla-La Mancha. También el Estado ha establecido apoyos económicos para que estas familias puedan hacer frente a los costes que conlleva criar al mismo tiempo a dos o más hijos. El espectro de ayudas incluye deducciones en el impuesto de transmisiones o en el recibo del agua, rebajas en el precio del transporte, acceso prioritario a la vivienda protegida e incluso vales de leche infantil.


Desde esta perspectiva, las comunidades que ofrecen menos incentivos son, además de Asturias, Baleares, Canarias, La Rioja, Extremadura, Madrid y Ceuta y Melilla.

Avafam

Asociación Valenciana de Familias Numerosas. Nuestro Objetivo: Promover, difundir y defender los valores y derechos de las familias numerosas, así como, elevar a los poderes públicos todas aquellas propuestas que considerasen convenientes”, dando un servicio global a las familias que cuentan con nuestros servicios potenciando así mismo su protagonismo como célula básica de la sociedad.